Día a día

Bienaventurados los que se ríen de sí mismos, porque ellos nunca pararán de divertirse. Anónimo

lunes, 20 de marzo de 2017

Regalos





Que el maquillaje no apague tu risa
Que el equipaje no lastre tus alas
Que el calendario no venga con prisas
Que el diccionario detenga las balas

Que las persianas corrijan la aurora
Que gane el quiero la guerra del puedo
Que los que esperan no cuenten las horas
Que los que matan se mueran de miedo

Que el fin del mundo te pille bailando
Que el escenario me tiña las canas
Que nunca sepas ni cómo, ni cuándo
Ni ciento volando, ni ayer ni mañana

Que el corazón no se pase de moda
Que los otoños te doren la piel
Que cada noche sea noche de bodas
Que no se ponga la luna de miel

Que todas las noches sean noches de boda
Que todas las lunas sean lunas de miel

Que las verdades no tengan complejos
Que las mentiras parezcan mentira
Que no te den la razón los espejos
Que te aproveche mirar lo que miras

Que no se ocupe de ti el desamparo
Que cada cena sea tu última cena
Que ser valiente no salga tan caro
Que ser cobarde no valga la pena

Que no te compren por menos de nada
Que no te vendan amor sin espinas
Que no te duerman con cuentos de hadas
Que no te cierren el bar de la esquina

Que el corazón no se pase de moda
Que los otoños te doren la piel
Que cada noche sea noche de bodas
Que no se ponga la luna de miel

Que todas las noches sean noches de boda
Que todas las lunas sean lunas de miel

sábado, 18 de febrero de 2017

La vida



           

La Vida

Enrique Jardiel Poncela

Por lo breve es... el tiempo de un respiro;
un relámpago; el cruce de una estrella;
un parpadeo; un goce; una centella;
una germinación; un beso; un tiro;
un do de pecho; un brindis; un suspiro;
una flor en un búcaro; una huella;
una amistad; lo bello de una bella;
una promesa; un éxito; un ¡te admiro!;
un convertirse en público un secreto;
un pasar de cadáver a esqueleto;
un naufragio; una rúbrica; una bruma;
un rubor; un crepúsculo; un asueto;
un eclipse; una boda; un sí; una espuma;
un amor; una dicha... y un soneto.


martes, 31 de enero de 2017

Patchwork



Al cambiar el fondo de este blog y ver el diseño manta de patchwork me acorde de un antiguo escrito. 

"A veces llega con el viento, el eco lejano de las risas de los niños jugando, felices, en la calle. 

A veces, el olor de flores recién cortadas, bellas y frescas, en la sala familiar. Sueños y retazos de historias pasadas, o tal ver por llegar.

A veces... 

Sensaciones que conforman mi mundo actual. Este mundo que es como esas mantas de patchwork, echa de trozos de telas hermosas, de trozos de vida, de sensaciones, de recuerdos, de los a veces...
Los distintos cuadraditos se van mezclando, y conforman una variedad infinita de vivencias. Un trocito de dolor, al lado de las risas de Raúl; la fe, el regocijo, la amistad, las separaciones. Un nacimiento, canciones de amor. Mis libros; el mar y flores amarillas; la lluvia de aquella tarde, las separaciones, las distancias; la muerte.

La luna nueva de dos viernes que cambiaron mi vida. Y se van mezclando con Mayo y Abril y Septiembre con un trocito de Julio. Meses que marcan mi existencia. 

Esta es mi manta de vida, no está acabada, porque mi vida ha dado un giro total y hay más misterios por descubrir, más por vivir"

martes, 17 de enero de 2017

¿Quién me ha soñado?











¿Quién me ha soñado a mí?

Sí, es cierto, seguramente que gente recordada en cada momento de mi vida, cuando dejaron de estar, porque cuando me faltaron morí un poco con ellos.

domingo, 15 de enero de 2017

Comenzando





Bueno pues ya estamos en la mitad de este enero, de este primer mes de este año nuevo.

Hace muchos año que no hago listas, ni intenciones, ni propósitos para el nuevo año, no me sirven, y luego, pasado un tiempo  veo que no he tenido ni propósito de enmienda, ni fuerza de voluntad, y me derrumbo.

Por eso dejo que la vida fluya, que la vida siga su camino y yo con ella. Porque los años (muchos años) me han enseñado que el ser humano propone y la vida dispone.

Cada año pido lo mismo: tener cerca a mis seres queridos; que mi marido esté sano y que no le falten las ilusiones, las ganas para seguir adelante juntos; que mi hija sea feliz con su marido y su hijo;  para mi  solo pido paciencia para conocerme mejor, para aceptarme como soy, para aceptar a los demás como son y quererlos y quererme.

Todo lo demás se lo dejo en las manos de esta vida, ella sabrá lo que me espera, solo puedo saber lo que estoy haciendo en este momento, solo tengo poder sobre lo que me está sucediendo ahora mismo – a veces, ni en eso – por eso, de un tiempo a esta parte me dedico a vivir, que no es poco.

Mi vida, la vivo al momento, al segundo y eso que a veces me enfado por tonterías, pero, inmediatamente, como un rayo de luz que me atraviesa, mi hombre, mi esposo, mi compañero acerca su mano, me mira con esos ojos inmenso, azules y todo pasa, y todo se pasa.

domingo, 13 de noviembre de 2016

Soy otoño



Soy total y definitivamente otoño. Es mi estación preferida. Los cambios, el olor, el color, la luz me fascina de esta estación.

Soy otoño.

Soy Otoño, Eres Primavera
Abdul R. Memom (Pakistán, 1979)
Soy otoño que escucha los susurros
de primavera en que nacen las flores
de multicolores como el arco iris en
la brizna, donde hay el sol y las caricias
de mariposas. Soy otoño en que caen
las hojas nacidas de primavera, están
llenos de matices como la vida, atrapados
en la blanca nieve, como tu cuerpo que husmeo
en la frescura del aire, como que estás tocándome 
con tus yemas blancas para dejar el otoño enamorado de la primavera,
como yo de ti, amada mía. Porque soy otoño, eres primavera.